17 sept. 2012

Gachas migas de Calabaza (receta adaptada)

Hola!!!
Durante estas pasadas vacaciones de verano, disfrutamos de unos días de descanso en la bonita y tranquila aldea de Onsares (Jaén) en casa de los padres de unos amigos, rodeados de monte y naturaleza.

Allí aprendí una receta muy típica de la zona, las Gachas migas. Yo conocía las migas por un lado, y las gachas por otro, pero esta conjunción resultó ser deliciosa y muy saciante... jajajajaja!!!!

Gachas migas de patata en Onsares (Jaén)
Helena, la excelente cocinera, hizo este plato con patatas, que es como se acostumbra a hacer.
Ayer domingo, tenía 3 yemas de huevo a las que no sabía cómo darles salida, ya que había necesitado las claras para un merengue... Así que tenía las yemas y media calabaza. Inicialmente pensé en hacer unos chips de calabaza, pero a la que comencé a partirla pensé, calla!! por qué no hace unas gachas migas adaptadas?? Y así fue... Las originales son con patata y sin huevos, pero lo hice así y quedaron riquísimas!!! ;)
Gachas migas de Calabaza con pimientos fritos
 Ingredientes: (Para 4 raciones aproximadamente)




  • Media calabaza
  • Harina
  • Agua fría
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de oliva virgen
  • Yemas de huevo (la original no lleva, así que son opcionales)
Preparación:
  • Pelamos y partimos la calabaza en bastones finos, y los colocamos en un recipiente que pueda ir al microondas. Salpimentamos y regamos con un chorrito de aceite de oliva virgen. Si el recipiente es de Pyrex, taparlo con plástico film y hacerle unos agujeros para que salga el exceso de vapor. (En mi caso, usé un estuche de vapor) Cocinar unos 6 minutos a máxima potencia.

  • Mientras, preparamos la masa. Es un poco a ojo, batimos las yemas (recordad que son       opcionales), añadimos unas cucharadas de harina, sal, pimienta y agua fría. Remover y rectificar de harina y agua hasta que quede una masa homogénea parecida a la tempura (ni muy líquida, ni muy espesa...)

  • Poner una sartén a fuego medio con un chorrito de aceite de oliva virgen, y rehogar un par de minutos la calabaza ya cocida. 
  • Añadir la mezcla reservada y remover constantemente para que la masa pierda el sabor a crudo de la harina. Dar la vuelta como si se tratara de una tortilla.
  • Freír unos pimientos a parte con un buen chorro de aceite de oliva virgen. 



Y éste es el resultado... Parece una tortilla, pero no lo es... bueno vale, en este caso sí por el tema de los huevos, pero a riesgo de repetirme en exceso, la receta no lleva. jajajajajaj!!!!





Os animo a prepararla porque es tan sencilla como rica!!!

Un abrazo ;)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios han de ser respetuosos.
Por supuesto se aceptan críticas, siempre y cuando estas sean constructivas.